Etiquetas

, , , , , ,

En el rincón oscuro se escapa gota a gota la tristeza.

No es rápido, ni grato,

pero la soledad amortigua los dolores como el alcohol,

y no tienes que escuchar los consabidos “ya pasará”

que regresan a ti tras años siendo tú quien los repartía.

Lo imposible, perdonar, se hace más fácil.

Sólo vuelven a la mente dulces gestos

que parecen arrancar una sonrisa entrañada.

Como nadie te vigila, ni te escucha, no hay secretos

y puedes gritar en silencio a los cuatro vientos

lo mucho que eres capaz de echar de menos.

Y aunque hayas quemado las fotos, es inútil,

queda su espectro de ceniza en tu retina

y no se marcha aunque lo enjuagues con tus lágrimas.

La vida sin el otro pasa tan despacio;

gota a gota en el rincón oscuro.

Anuncios