Etiquetas

, , , ,

Siempre quedará la poesía:

cuando el tiempo no acompañe,

cuando el día se haga de noche,

cuando se apague la vida;

 

cuando no importen los lamentos

porque no haya quien los escuche

porque se deshagan en silencios

porque se quiebren en suspiros.

 

Cuando no haya respuesta y se asuma

que es en verdad la respuesta,

la respuesta esperada,

la respuesta presumida,

 

quedará  la venganza del cobarde,

cuando el valiente lucha y el sabio corre:

¡La poesía! La expresión blasfema,

que desahoga el mal que ocurre.

 

Cuando todo sea oscuro

sólo quedará la poesía

como realidad incoherente,

como aspiración alternativa.

Anuncios