Etiquetas

, , , , , ,

Hoy sobrepasé con creces

los límites de lo humano:

¡Catorce veces mi peso

en el baño he liberado!

 

Catorce, como quien dice

doce tribus de Israel más dos hermanos.

Catorce, como las horas

de un reloj bien trasnochado.

 

Catorce, como los apóstoles

de Jesús y sus cuñados.

Catorce, como al mutiplicar “pi”

por un número no informado.

 

Catorce, como jugadores

tiene el Madrid en el campo.

Catorce, como escisiones

acumula la Iglesia cada año.

 

Catorce veces mi peso

en residuo he descartado

y al mirar mi suma hay menos trece,

en puro éter me he transfigurado

 

Ahora que, de alguna forma,

la humana frontera he alcanzado,

quiero, con esta elegía, que sepas,

¡mierda!, que siempre te he amado.

Anuncios